lunes, 20 de agosto de 2012

La hora de la merienda

El sábado a la tarde me fui a tomar la merienda al Café Los Angelitos.
Hacía mucho que quería entrar,  pasaba por la puerta y nunca tenía tiempo. Esta vez pude disfrutar de ese lugar tan lindo, de una rica porción de torta y un café.

Saqué algunas fotos, escribí algunas cosas en mi cuaderno y me dediqué a observar a la gente a mi alrededor.

Eran las 17hs y había gente que ya estaba cenando. También a mi lado había una pareja de extranjeros con su mochila viajera tomando vino y comiendo empanadas. Y muchas personas compartiendo la merienda.
La música de fondo era tango, no pude distinguir bien qué era exactamente, escuché que alguien cantaba pero no se entendía bien por la cantidad de gente conversando, los ruidos de las cucharitas y los platos. En casos como éste prefiero que no haya música porque se transforma en ruido.
Yo volvería sin dudarlo. 
Comparto unas fotos con el menú, la puerta de entrada, el salón principal, mi café y mi torta (una especie de Apple Crumble con mucha manzana y poco crocante pero lo mismo exquisita)






6 comentarios:

  1. Un sitio donde no me importaría perderme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si algún día andás por Buenos Aires!

      Eliminar
  2. Nunca fui a ese café, pero parece lindo!
    Tu merienda tiene pinta! beso

    http://simplementemipequenogranmundo.blogspot.com.ar/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y vos lo tenés cerca!
      Voy a mirar por donde anduviste viajando.
      Saludos!

      Eliminar
  3. Nati!
    Es el Cafe Los Angelitos que está en Ciudad de Buenos Aires? Cuántos lugares hay para descubrir tan cerca... yo todavía tengo pendiente Las Violetas, y ahora sumo este.
    Gracias por tus fotos, son una invitación a ir a descubrirlo.
    Beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias y bienvenida!
      Voy a mirar por donde queda Las Violetas, en una de esas el próximo viaje me doy una vueltita.
      Beso!

      Eliminar

Quién nos lleva caramelos a la estación y nos dice adiós con el pañuelo?